Los elevados niveles de incertidumbre siguen jugando un rol importante en el comportamiento del mercado cambiario. La elevada brecha le mete más presión al Central.

“El Gobierno venía tranquilo porque el tema de la compra de los 200 dólares era manejable. Pero en junio y en lo que va de julio, se compró más de lo que se había comprado entre enero y mayo. Así el BCRA pasó de comprar dólares a tener que vender nuevamente reservas”, indicó Mariano Otálora en Qué Hacemos con los Pesos (A24).

“En este momento el Gobierno tiene que decidir si cuida las reservas o deja ir al dólar paralelo. El problema es que en esta segunda opción, luego es muy difícil bajarlo. Lo que se espera ahora es que con el acuerdo de deuda, baje el riesgo país, que descomprima el contado con liquidación y así también la brecha histórica oficial vs. paralelo”, remarcó Mariano Otálora.

“Todo esto con el agregado de que hay un importante superávit comercial, que genera ingreso de dólares, pero en la realidad los dólares se van por la falta de confianza”, agregó Carlos González Prieto.

Mirá el análisis en el programa: