La soja opera por segunda jornada consecutiva en terreno negativo en el mercado de Chicago al ceder un 0,9% a u$s 425,87. Además, el maíz pierde un 0,8% a u$s 167,91, mientras que el trigo desciende un 1,3% a u$s 178,21.

Ayer, el maíz subió porque fondos inversores en materias primas extendieron las posiciones largas por pronósticos de clima caluroso en la región central de Estados Unidos y en el delta del Misisipi.

En cambio, la soja y el trigo cerraron en baja, revirtiendo las alzas tempranas en medio de ventas técnicas. Especulaciones respecto a que el Departamento de Agricultura de Estados Unidos elevará su estimación de siembra presionaron los precios de la oleaginosa.

Los pronósticos climáticos mencionaron temperaturas por encima de lo normal en el cinturón maicero y en zonas del sur estadounidense, donde algunas plantas están iniciando su polinización.

La soja estuvo presionada por una toma de ganancias, porque los operadores salieron a vender luego de que el contrato spot se acercó a máximos de dos años por encima de 12 dólares por bushel en la sesión previa.

El creciente volumen global de suministros junto al inicio de la cosecha de trigo en Estados Unidos presionó los precios de este cereal.

Fuente Ambito