En Argentina los ladrillos fueron bienes de refugio de los ahorros de las personas. Actualmente las empresas se sumaron a esta modalidad para destinar sus excedentes. Así surgen muchas operaciones en el mercado inmobiliario por parte de empresas como refugio de sus excedentes. Pero no cualquier activo inmobiliario, sino fundamentalmente comerciales.

Las dos grandes oportunidades para invertir son, por un lado, los espacios de logística para empresas dada la gran demanda que el sector atraviesa, como también los espacios que han quedado para la reconversión de su uso. Santiago Isern, industrial senior broker en Cushman & Wakefield explica que “en el primer anillo de los centros urbanos, hay espacios industriales de viejas fábricas o plantas, se encuentran vacantes y los inversores tienen un bajo ingreso convalidado con demanda de renta posterior”

Muchas empresas no saben qué hacer con sus excedentes de pesos en un marco de tasas negativas, dificultad de poder girar dinero al exterior y restricciones de la Comisión Nacional de Valores (CNV) para la operatoria de las empresas con el dólar contado con Liqui. El Real Estate enfocado al sector logístico se posiciona como una oportunidad en el contexto actual.

Isern, detalla que “ Por la pandemia y el cambio forzoso en la forma de consumir,  vemos un boom en el nicho de la logística dentro mercado inmobiliario. Esperábamos este proceso para que gradualmente se diera en los próximos 5 años pero se comprimió en este año y medio de pandemia

Mirá el análisis completo