El volumen de las letras de corto plazo “Leliq” superó la marca de 1 billón de pesos (unos 24.000 millones de dólares). Y los bancos locales son los principales tenedores. Así, seducidos por las altas tasas que ofrece el BCRA y sin una gran demanda que les pida crédito, los bancos tienen más de un tercio de sus depósitos colocados en Leliqs.

Suscribite al newsletter de MundoDinero  → SUSCRIBITE

Asimismo se calcula que un importante stock de Leliqs está en manos de extranjeros, lo que significaría una preocupación. Al respecto el economista Fausto Sportorno indicó en el programa Qué Hacemos con los Pesos (Canal 26) que “el Banco Central no considera que haya tanta influencia de capital extranjero en esta herramienta. Quizá sí a través de plazos fijos apalancados con la leliqs. Y ese inversor parece ser más de mediano y largo plazo que el que venía hacer carry trade con las Lebacs. Con las Leliqs es muy difícil hacer carry trade”.

Todo indica que el stock de Leliqs seguirá creciendo, ya que el Central deberá absorber más pesos del mercado, tanto para contener la inflación como para quitarle presión al tipo de cambio. En principio, no es para comparar este aumento con la bola de nieve que se generó con las Lebacs ya que hay muchas diferencias entre ambos títulos..