Las acciones subían este lunes en la bolsa de Nueva York en medio de un importante avance de los precios del petróleo, lo que apuntaba a un aumento en el apetito de riesgo de los inversores.

El promedio industrial Dow Jones ganaba un 1,3%, mientras que el índice S&P500 avanzaba también un 1,3%. El Nasdaq, en tanto, sumaba un 1,2%

En tanto, las bolsas europeas subían fuerte, en línea con los avances de los mercados bursátiles de Asia, apoyadas por una recuperación del precio del petróleo y otras materias primas. Madrid sube un 2,3%; Milán 3,2%; Londres 1,7%; París 1,9% y Fráncfort 2%.

El sector minero era el que más se fortalecía, después de que el cobre trepó a su nivel más alto en más de dos semanas, luego de que un repunte de la atribulada industria del acero en China despertó las esperanzas de una reactivación en la demanda de metales.

Por su parte, en China, se conoció que el gobierno destituyó al presidente de la Comisión Reguladora del Mercado de Valores de China (CRMV), Xiao Gang, después de meses de turbulencias en las bolsas locales tras la crisis bursátil vivida el verano pasado.

Según informó la cadena oficial CCTV, Gao ha sido reemplazado por Liu Shiyu, presidente del consejo del Banco Agrícola de China.

Las caídas que han sufrido las bolsas chinas desde el pasado verano habían provocado los últimos meses múltiples rumores sobre la destitución de Xiao, quien llevaba en el cargo desde marzo de 2013.

Tokio

El índice Nikkei de la Bolsa de Tokio cerró con una suba de 143,88 puntos, un 0,90%, hasta las 16.111,05 unidades.

El segundo indicador, el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, avanzó 8,18 puntos, un 0,63 por ciento, hasta las 1.300 unidades.

Por su parte, las acciones chinas subieron más de un 2% a máximos en cuatro semanas, luego de que los inversores recibieron con beneplácito la decisión de Pekín de reemplazar al principal regulador de valores del país y por las señales de que el gobierno está intensificando sus esfuerzos de estímulo económico.

El referencial CSI300 de las principales acciones que cotizan en Shanghái y Shenzhen trepó un 2,2% a 3.118,87 puntos, mientras que el índice compuesto de Shanghái ganó un 2,4%, a 2.927,18 unidades.

Fuente Ambito