De acuerdo a estadísticas de la AFIP, el total de ventas de dólar ahorro -desde enero de 2014- asciende a US$ 8.252 millones.

Del total de compradores, más del 90% retiró los dólares del banco. El resto eligió la modalidad de dejarlo depositado en el banco por un año, sin el pago del recargo impositivo. Pero como para muchos de estos depositantes ya venció el año, también los retiraron del sistema.

De esta manera, según anticipa esta mañana Clarín, el total de la venta de dólares-ahorro no quedó en el sistema financiero, impactando negativamente sobre las reservas del Banco Central (BCRA).

El monto en juego en estos 20 meses equivale casi al total de reservas netas del BCRA, descontados entre otros los swaps de China y los encajes bancarios.

De esta forma, el costo en términos de pérdida de reservas fue elevada y aunque gran parte de esos dólares-ahorro se volcaron al mercado paralelo, la brecha cambiaria se mantuvo en torno del 60 a 70%.

Fuente: Fortuna