A los efectos del cambio del escenario internacional de precios de los productos que más exporta la Argentina y del creciente atraso de la paridad oficial respecto de la suba de los costos internos, se agregaron la brecha negativa entre los datos de exportaciones que el INDEC brinda a la prensa y los reales y la demora en la devolución de impuestos. Por eso Enrique Mantilla alertó que “la crisis del sector es más profunda de lo que indican las cifras del Intercambio Comercial Argentino”.

El directivo consideró que conviene utilizar los datos de la Base Usuaria del INDEC en lugar de los que el organismo de estadística brinda a la prensa, porque “la brecha entre los datos de las dos bases que en 2012 fue negativa en USD 1.341 millones para las exportaciones, se agravó en 2013 y 2014 a USD 5.026 millones y USD 5.000 millones, respectivamente”.

Según indicó en un comunicado la Cámara de Exportadores de la República Argentina, “a septiembre de 2015 la brecha negativa ya alcanzó los USD 3.267 millones, por lo que la falta de dólares comerciales será mayor a la prevista”, para el año próximo.

A estos desvíos, Enrique Mantilla dijo que hay que sumar el hecho de que “la devolución de reintegros a la exportación de septiembre y octubre ha sido ínfima. De esta manera, el Gobierno coloca una deuda forzada al sector exportador”.

De ahí que el presidente de la CERA consideró “fundamental que los equipos económicos de los candidatos tengan en cuenta la verdadera envergadura de la crisis del sector”.

Fuente: